Argentina presente en cita por la Democracia y contra el Neoliberalismo

Argentina presente en cita por la Democracia y contra el Neoliberalismo
Por Maylín Vidal
Buenos Aires, 14 nov (PL) El argentino Diego Montón, miembro de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo Vía Campesina, será una de las voces que representará a su país en la Jornada Continental por la Democracia y contra el Neoliberalismo en Uruguay.
La cita, que arrancará el venidero jueves, reunirá a personalidades como el expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva y mujeres, jóvenes, indígenas, campesinos, intelectuales sin distinción de raza y origen de varias naciones hermanas, que reafirmarán la defensa de la democracia, la soberanía y la integración de los pueblos.

Cada delegado, desde su experiencia, expondrá hasta el 18 de noviembre los desafíos actuales en un momento trascendental para el continente, a 12 años de la derrota del ALCA (Área de Libre Comercio de las Américas).

'El encuentro en Montevideo es una posta más en ese proceso que entendemos es fundamental para revertir la situación a nivel regional', explicó Montón en entrevista exclusiva con Prensa Latina.

En opinión del activista campesino, la cita reviste gran importancia por la diversidad de sujetos y organizaciones que participan y por la vocación de construir unidad, de debatir propuestas.

Hay mucho para aportar hacia el horizonte donde queremos transitar, no es solamente hablar de la democracia en términos formales sino hablamos de una democracia participativa que requiere creatividad y nueva institucionalidad, dijo.

El representante del Movimiento Nacional Campesino Indígena opinó que hoy no puede haber democracia sin reforma agraria, sin soberanía alimentaria, sin participación y sin construcción del poder popular.

Este no solo es un proceso de resistencia en cuanto a decirle no al neoliberalismo, sino que hay un conjunto de propuestas que ponen como protagonistas al movimiento popular y sindical de América Latina.

Montón considera que el proceso de estas jornadas es muy importante primero porque no se trata de un encuentro en particular sino de un proceso de convergencia que tiene varios años y que incluso comenzó a gestarse mucho antes de esta ola de retorno de la derecha en algunos países.

Se creó con una convergencia plural de movimientos populares, sociales, sindicales, de mujeres de la región con miras a recuperar la articulación en memoria de lo que había significado la derrota del ALCA, en Mar del Plata, a partir de un conjunto de lucha que logramos unificar a nivel continental, subrayó.

Ese proceso inició planteando la necesidad de profundizar la participación de los movimientos en organizaciones como Unasur, el ALBA y distintos mecanismos de integración y comenzó a recuperar la memoria de la lucha contra el ALCA. A partir de ahí, agregó, se fueron traduciendo en jornadas contra el neoliberalismo por la democracia.

Montón destaca además que el evento es fundamental también porque cuenta con la representación de distintas expresiones de todo el continente lo que le da una gran referencia geográfica y territorial.

El activista social considera que todo este proceso de una ofensiva de la derecha es una proyección de la crisis financiera de 2008, en el cual convergen todo tipo de crisis, alimentaria, energética, climática y es una respuesta del capital concentrado, del capital financiero, de las trasnacionales.

Para esta fase en la que entramos ya va a hacer mucho más difícil que se logre lo que entre comillas hablan de gobernabilidad de la mano de gobiernos policlasistas porque a partir de la crisis, ya hay sectores importantes que profundizaron su ofensiva de derecha.

En su opinión, será necesario repensar las propuestas políticas desde expresiones netamente populares. Ahí también tenemos un gran desafío en cuanto a la construcción de fuerzas y poder popular, concluyó.

agp/may