Primer ministro libanés llama a la calma

Primer ministro libanés llama a la calma
Beirut, 14 sep (PL) El primer ministro interino, Saad Hariri, llamó a la calma y prometió trabajar por agilizar el proceso de formación del Gobierno en El Líbano, tras críticas contra el presidente, Michel Aoun, citadas hoy por la prensa local.
Un diputado por la agrupación política drusa Partido Socialista Progresista, Wael Abu Faour, se burló de los pronunciamientos emitidos por Aoun ante el Parlamento europeo.

'Escuchamos el discurso del presidente y nuestros ojos se llenaron de lágrimas por la emotividad que contenía la alocución', dijo en tono sarcástico el parlamentario.

Aoun habló de democracia, derechos humanos y convivencia política ante un plenario formado por emigrados libaneses en Francia que Abu Faour calificó de divisionista, acosador y amenazador.

El diputado druso acusó al jefe del Estado de valerse del Acuerdo de Taif que puso fin a la guerra civil en El Líbano para tomar una venganza histórica contra ese pacto.

De 1975 a 1990, facciones libanesas de cristianos y musulmanes protagonizaron un conflicto que dejó un saldo de 150 mil muertos.

En Taif, Arabia Saudita, las partes acordaron distribuir por igual los asientos del parlamento (128) y mantener un reparto similar en cargos del Gobierno.

'Todo lo que está sucediendo es un intento desesperado (...) de prepararse para enterrar ese acuerdo', precisó Abu Faour.

En cualquier caso, agregó, recordarán el mandato presidencial de Aoun por alimentar el sectarismo y provocar un retroceso del país hacia los peligros de la sedición, apuntó.

'Parece que estamos en el comienzo del camino oscuro (...) con más divisiones y odio', añadió.

Aoun y el Partido Socialista Progresista están en desacuerdo con el proceso en la formación del Gobierno por la demanda de éste último de que sean suyos los tres ministros pertenecientes a la secta drusa, en desmedro del diputado Talal Arslam, de la misma confesión, pero contrario a ese monopolio.

agp/arc